30 de Junio del 2015

Por el Día del Campesino, aprueban la Estrategia Nacional de Agricultura Familiar

Lugar: 
PerúNacional
Autor: 
Fernando Eguren

El día sábado 20 de junio, cuatro días antes de la celebración del Día del Campesino, el Ejecutivo aprobó la Estrategia Nacional de Agricultura Familiar (ENAF) para el periodo 2015- 2021 (D. S. 009-2015-MINAGRI), que contiene algunas disposiciones interesantes.

En los considerandos se invoca como deberes primordiales del Estado, garantizar la plena vigencia de los derechos humanos y su compromiso de establecer una política de seguridad alimentaria. Desde el inicio, pues, se precisan los fundamentos de la obligación del Estado hacia la agricultura familiar: es un asunto de derechos humanos y es un reconocimiento de su importancia en la producción de alimentos. No debemos olvidar que más del 90 % de los productores del campo son agricultores familiares y son el sostén de la seguridad alimentaria del país.

La norma comentada dispone la creación de una comisión multisectorial encargada de fiscalizar la implementación de la Estrategia Nacional de Agricultura Familiar 2015-2021, adscrita al Ministerio de Agricultura y Riego (Minagri).  Llama la atención el que en la conformación de dicha comisión —que incluye a representantes de diez ministerios (de Agricultura y Riego, del Ambiente, de Comercio Exterior y Turismo, de Cultura, de Desarrollo e Inclusión Social, de Educación, de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, de la Producción, de Relaciones Exteriores, de Salud)— no figure el Ministerio de Economía, entidad responsable de las decisiones económicas de las que dependerá en buena medida la implementación de la ENAF. Como invitados, podrán también participar, en la comisión, entidades públicas y privadas. Se debe esperar que entre estas estén Conveagro, gremios de pequeños productores y organizaciones campesinas y nativas, pues representan el grueso de agricultores familiares del país. 

Los plazos para la constitución de la comisión son bastante cortos: como máximo, veinte días hábiles. La secretaría técnica será ejercida por el Minagri. El mismo día, 20 de junio, el diario oficial El Peruano da cuenta de una resolución ministerial (0275-2015-MINAGRI) que declara el mes de junio de cada año como Mes de la Agricultura. No se puede aún afirmar que esta declaración sea algo más que un reconocimiento simbólico de la importancia de la agricultura para el país (no existe un Mes de la Minería), pero vale la pena anotar que en los considerandos de la norma se subraya la importancia y contribución de la agricultura familiar para el logro de la seguridad alimentaria, la erradicación de la pobreza y la sostenibilidad de la actividad agraria. Es notoria la ausencia de toda referencia a las grandes empresas agroindustriales exportadoras, como si no fueran parte de la agricultura o, por lo menos, no formaran parte de aquella que sí contribuye a la seguridad alimentaria, a la erradicación de la pobreza y a la sostenibilidad.

Por último, también merece mención una tercera norma publicada el mismo día 20, por la que se aprueba el Plan Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional 2015-2021. Como se sabe, en diciembre de 2013, el Ejecutivo aprobó la Estrategia Nacional de Seguridad Alimentaria y Nutricional que debería tener vigencia hasta 2021, pero no se implementaba debido a la ausencia de un plan. Aprobado este, cabe esperar que, sin dilación, se implemente la estrategia. Pero es de lamentar que la arquitectura institucional necesaria paraesta implementación no haya sido aún creada a causa del desinterés del Congreso en aprobar el proyecto de Ley de Seguridad Alimentaria y Nutricional.

Componente: 
Institucionalidad