05 de Marzo del 2013

Carolina Trivelli: "No tenemos ninguna preferencia por productos industriales"

El Qali Warma es el nuevo programa gubernamental de asistencia alimentaria escolar que atiende a 2 millones 700 mil niños de educación inicial y primaria a nivel nacional. Este programa que se inició el pasado 4 de marzo tiene el objetivo de proveer desayunos y almuerzos elaborados, principalmente, con insumos locales.
Lugar: 
PerúNacional
Autor: 
Paola Arica

 

El Qali Warma es el nuevo programa gubernamental de asistencia alimentaria escolar que atiende a 2 millones 700 mil niños de educación inicial y primaria a nivel nacional. Este programa que se inició el pasado 4 de marzo tiene el objetivo de proveer  desayunos y almuerzos elaborados, principalmente, con insumos locales. Sin embargo, en las primeras semanas de funcionamiento, Qali Warma empezó a recibir algunas críticas sobre la distribución y la compra de alimentos. La ministra de Inclusión y Desarrollo Social, Carolina Trivelli, reflexiona sobre las tareas pendientes para que el programa mejore sobre la marcha.

 

¿Cómo funciona el proceso de compra en el Qali Warma?

 

Qali Warma trabaja a través de 111 comités de compra distribuidos a nivel nacional. El programa compra raciones preparadas o canastas completas de productos. Los proveedores de Qali Warma pueden ser una sola empresa o una asociación, sin embargo, lo que no hace el programa es comprar un solo insumo a un gremio o un productor individual. Lo que compramos es la canasta completa, es decir, el conjunto de insumos para preparar las recetas con las que se atenderá a los niños. Qali Warma también puede comprar las raciones preparadas. Esto ya genera un conjunto de compras a nivel local porque se adquirirán alrededor de 118 productos distintos para completar la canasta. Algunos de estos productos tienen procesamiento industrial, pero buena parte de estos se elaboran en la zona o están relacionados con pequeños productores.

 

Los productores ganaderos han criticado que en la actualidad dicho programa está priorizando la compra de alimentos a las grandes corporaciones y no a los pequeños productores ¿Qué falló aquí?

 

La leche con que se prepara las raciones, o que se entrega en las escuelas para que se preparen las recetas de Qali Warma, debe tener condiciones de inocuidad para que los niños reciban un producto de calidad. Seguimos convencidos de comprar la mayor cantidad de productos a nivel local en la medida en que haya una oferta de  productos de calidad. Estamos trabajando con el Ministerio de Agricultura y con un grupo de lecheros que proveen leche pasteurizada pero es un proyecto piloto porque aún hay problemas con el transporte, control de temperatura, verificación de la calidad. Cuando se resuelvan estos problemas compraremos leche pasteurizada en las plantas locales. Necesitamos asegurar que esa leche es transportada de manera adecuada, que cumple con todos los estándares, que las plantas de pasteurización están certificadas por SENASA y DIGESA para asegurar que el producto que llega a los niños es de la calidad que se requiere. No tenemos ninguna preferencia por productos industriales, pero si no podemos garantizar un producto de calidad debemos recurrir a un producto envasado.

 

¿Tienen asegurado el suministro de productos para el programa? ¿Cómo solucionarán las limitaciones de la oferta y cómo enfrentarán los calendarios de siembra y cosecha? 

 

Con este primer proceso de compra cubrimos la demanda del 96% de niños en 2 esquemas. El primero de ellos, para nosotros el esquema ideal, consiste en 10 recetas distintas, así hay variedad en la alimentación. Ya sea a través de raciones o productos hemos cubierto con este esquema el 50% de beneficiarios proyectados, es decir, 1.4 millones de niños aproximadamente. En las otras escuelas donde no había proveedor de las raciones o de la canasta completa se optó por una canasta básica de productos no perecibles que permiten preparar 3 o 4 recetas y no incluye productos frescos.  Esta es la solución transitoria mientras logramos trabajar con la oferta para la provisión del esquema ideal de Qali Warma. En el segundo semestre del año se proyecta que sean 70% los niños atendidos con el modelo ideal. Hay un problema con la oferta cuando las recetas exigen un producto regular que es estacional, pero tenemos sustitutos para algunos productos. De esta manera el proveedor puede sustituir un producto estacional por otro producto similar que tenga el mismo aporte calórico y proteico.

 

¿Cómo se han elaborado las recetas?

 

Se dividió el Perú en 8 regiones alimentarias que comparten el grueso de insumos de tradiciones culinarias. Los cocineros locales elaboraron algunas recetas y el Centro Nacional de Alimentación y Nutrición, CENAN, del Ministerio de Salud, se encargó de validarlas. Las recetas deben cumplir algunos requisitos: deben ser de fácil preparación para 30 o 300 niños; en corto tiempo, máximo 45 minutos; y en 2 hornillas que es lo que tienen a su disposición la mayoría de escuelas rurales del Perú. Además, en este primer año de implementación iniciaremos la recopilación de recetas adicionales porque la idea es que el Perú se divida en varias regiones alimentarias y no solo en las 8 actuales. Las recetas, además, deben ser aceptadas por los niños. Tenemos varias quejas de niños que en las escuelas dicen “esto a mi no me gusta”, entonces hay que trabajar esta receta para que les guste.

 

Uno de los principales motivos para la desactivación del Pronaa fueron los actos de corrupción en la adquisición de alimentos ¿De qué manera el MIDIS vigilará que no ocurran actos de corrupción en Qali Warma? 

 

El problema del Pronaa fue el nivel intermedio y que se compraba a determinados grupos en vez de hacer una oferta al mercado. Los comités de compra del Qali Warma reúnen a representantes del gobierno nacional, regional, local, tienen la veeduría de la sociedad civil e incorporan a los padres de familia. Además cada comité de compra tiene apoyo logístico del programa y tienen estandarizado el proceso de compra, la convocatoria, las definiciones, las condiciones que debe reunir el ganador, los contratos, y la manera de hacer cumplir los contratos. Este proceso será vigilado por los comités de compra de cada escuela, que dan conformidad a lo que han recibido y activan el pago al proveedor. Tenemos un conjunto de controles a lo largo de la cadena que hacen más difícil que aparezcan actos de corrupción, pero si aparecen se judicializan inmediatamente. Aquellos que resulten responsables serán sancionados y retirados del programa, ya sean proveedores o miembros del comité.

 

¿Existen las condiciones para que este programa funcione de la manera en que fue diseñado inicialmente?

 

Hay muchas cosas por hacer. En esta primera etapa una dificultad es la instalación de este nuevo modelo. Por ejemplo, ahora llega una ración a las 7 de la mañana y tienes que servirla a los niños a las 8 porque no puede guardarse. Esto altera la programación de los directores de las escuelas y genera incomodidad. Aún tenemos mucho trabajo que hacer con nuestros proveedores para que mejoren sus procesos, lleguen a tiempo y mejoren las condiciones en las que traen los productos. Hay muchas zonas donde aún no conseguimos el proveedor del modelo de canasta completa y nos hemos restringido a un modelo de canasta básica. Debemos trabajar en las zonas para que se generen las organizaciones que provean el modelo de canasta completa. Estamos en un proceso de mejora continua y es lo que ocurre cuando se instala un programa social. Tenemos que mejorar y ampliar las recetas e incorporar más productos locales.

 

Componente: 
Institucionalidad